Categorías
Uncategorized

¿Malas vibras? 😱 Cómo saber que si estás en un ambiente con energía negativa☠️

¿Alguna vez te han sentido cansado o sientes la necesidad de irte de un lugar sin una razón específica? Si tu respuesta es afirmativa, probablemente la energía del ambiente se encuentre muy cargada de forma negativa. A continuación, te explicaremos más sobre las malas vibras, pero si deseas ampliar tus conocimientos te invitamos a descargar nuestro Ebook “Cómo Limpiar Las Energías Negativas Del Hogar Por Maga Wich”.

Lo primero que debes saber es que los tipos de energía negativa que hay son básicamente dos: las internas y las externas. Las primeras son aquellas que se encuentran dentro de nosotros, son parte de nuestro ser, nos influyen cada día y en cada momento.

Las energías internas suelen estar relacionadas con hechos que han tenido lugar en nuestra vida tanto en la niñez como en nuestra vida adulta y nos han marcado profundamente, nos han herido o han condicionado el resto de nuestra vida. Aunque también se puede tratar de un simple mal de ojo.

Pero, ¿cómo detectar las energías negativas internas? Para poder identificarlas pregúntate lo siguiente:

¿A veces sientes frío sin una razón aparente?

¿Últimamente no te apetece ver a nadie y prefieres quedarte en casa sola?

¿Sientes tristeza y melancolía con mucha frecuencia?

¿Te sientes enferma?

¿Te sientes cansada porque sí?

¿Te sientas malhumorada o irritada por cualquier cosa?

Si has respondido afirmativamente a una o varias de las preguntas anteriores, es posible que tu cuerpo esté cargado con energía negativa. Sin embargo, debes estar seguro que no se trate de algún problema médico como depresión, ansiedad, enfermedades crónicas o intolerancias alimentarias. Teniendo el visto bueno del doctor, entonces es momento de confirmar que la energía negativa se habrá apoderado de ti así que tendrás que sacarla cuanto antes para evitar que afecte en exceso a tu vida.

Por su parte, las energías negativas externas que son aquellas que se encuentran a nuestro alrededor y que por tanto, no forman parte de nuestro ser, pero que de una manera u otra, logran afectarnos. Este tipo de energía externa puede estar en nuestros hogares o en nuestros lugares de trabajo, las que portan aquellas personas con las que convivimos o con las que tenemos una relación muy estrecha o aquellas que muchos perciben como “presencias”.

Por lo general, este tipo de energías las podemos detectar haciéndonos una serie de preguntas:

¿La gente que vive en esa casa o trabaja en ese lugar enferma con facilidad?

¿Las plantas en el lugar se mueren con facilidad a pesar de que las dedicas tiempo y esfuerzo?

¿Se han producido más robos, atracos de lo habitual en la última temporada?

¿A pesar de estar todo limpio, aparece el polvo enseguida y parece que no hemos limpiado nada?

¿Se producen muchas peleas y discusiones en el lugar?

¿Percibes malos olores y no eres capaz de localizar de dónde vienen?

¿Es imposible mantener el orden dentro de la casa o en la oficina?

¿Escuchas ruidos y no sabes de dónde vienen?

¿Tus mascotas están inquietas, más de lo habitual?

¿Los objetos cambian de lugar o aparecen nuevos objetos de los que desconocemos su procedencia?

Si has respondido sí a una o varias de las interrogantes, es probable que tengas energías negativas dentro de tu hogar o en tu trabajo. Para cerciorarte de que efectivamente estás rodeados de energías negativas, conoce estos métodos:

Método de la vela

Coloca la vela alta en una superficie plana y enciéndela. Espera a que la cera empiece a caer; si se derrama solo por la parte trasera, ten por seguro que en ese ambiente hay energías negativas.

Método del agua

Utiliza un recipiente de cristal transparente o un vaso y llénalo de agua. Colócalo debajo de tu cama cuando te vayas a dormir y obsérvalo al día siguiente. Si han aparecido unas burbujitas en el agua eso significa que ese ambiente está cargado de energías negativas.

Método de la sal del Himalaya

Vierte la sal en 4 vasos y colócalos en el suelo de tu casa, cada uno coincidiendo con un punto cardinal, puedes ayudarte de la brújula de tu móvil para hacerlo. Luego de una semana fíjate si el color de la sal ha cambiado; si esto ocurre es porque la propia sal ha absorbido las energías negativas y por lo tanto están presentes en tu hogar.

Si quieres aprender a limpiar las energías negativas de tu entorno, te invitamos a descargar de manera gratuita nuestro Ebook “Cómo Limpiar Las Energías Negativas Del Hogar Por Maga Wich”, y sácale el máximo provecho.